jueves, 25 de septiembre de 2008

La delicadeza de los transportistas.

Día sí y día también nos llega algún producto que ha sido víctima de un espécimen despiadado y destructor: el transportista.

Un ente que derrocha fuerza y velocidad pero que olvida un detalle: transporta material sensible.

18-09-08_1032

Con este lamentable aspecto nos llego una minitorre la semana pasada, es el problema de no diferenciar entre materiales frágiles y lechugas.

18-09-08_1033

Parece que le haya pasado por encima un mamut ...

18-09-08_1034

Señores transportistas, comprendo que en su trabajo la velocidad es crucial pero una cosa es ir rápido y otra no tener ningún cuidado.

Etiquetas de Technorati: ,,,